noticias absurdas

La Guardia Civil ha imputado a dos personas mayores, de 78 y 67 años de edad, por un delito contra la salud pública por preparar un bizcocho casero con marihuana y que fue consumido el mes pasado en un bar de la localidad mallorquina de ArtÓ, lo que causó una intoxicación leve a tres personas.

En un comunicado, la Guardia Civil informa de que el pasado día 12 de febrero se reunieron cuatro personas mayores para degustar un bizcocho casera en un bar de ArtÓ que había preparado uno de ellos, de 78 años de edad. Este hombre ha sido imputado, así como el compañero de 67 años que le suministró el cannabis.

Los cuatro sabían que el bizcocho llevaba marihuana, pero lo desconocían tanto los propietarios del bar como un familiar que la probaron.

Al final, la propietaria del bar y dos de los ancianos que sabían que el bizcocho llevaba cannabis tuvieron que ser atendidos en el Punto de Atención Continuada (PAC) de ArtÓ.

La Guardia Civil, tras tener conocimiento del hecho, tomó declaración a este grupo de personas mayores, a los propietarios del bar y a los facultativos del PAC.

Ninguno de los afectados ha denunciado la intoxicación, por lo que la Guardia Civil está actuando de oficio por la comisión de un presunto delito contra la salud pública al adulterar un alimento con sustancias nocivas para la salud.

Los agentes tiene constancia de que no es la primera vez que este grupo de amigos “aliña” un alimento con cannabis para consumo propio, se indica en la nota informativa.

http://www.canarias7.es

noticias absurdasA los 99 años de edad, el vietnamita Tran Van Tiep no ceja en su empeño por hallar un supuesto tesoro enterrado por los militares japoneses al terminar la Segunda Guerra Mundial en el sur de Vietnam.

Cada año, Tiep renueva la licencia que le permite excavar en una montaña bajo la que cree enterradas 4.000 toneladas de oro y joyas por un valor de 200.000 millones de dólares en la provincia de Binh Tuan (1.500 kilómetros al sur de Hanoi).

“Empecé a buscar el tesoro en 1957 y no me moriré sin encontrarlo. Aunque no me dieran el permiso seguiría buscándolo”, afirma el anciano, que el pasado diciembre también recibió autorización para usar explosivos.

En su opinión, las fuerzas japonesas enterraron un tesoro de unas 4.000 toneladas de oro y joyas bajo un monte cerca de la bahía de Ca Na, en el sur de Vietnam, antes de su rendición en la Segunda Guerra Mundial. El equipo contratado por el anciano asegura haber dado con indicios por medio de una tecnología de georadiación magnética.

“Tenemos pruebas de que existe una gran cantidad de metal debajo de la montaña, pero aún tenemos que comprobar si se trata de oro y joyas”, declaró Than Nien (Juventud) Vu Van Bang, portavoz de Tiep.

Ataviado con un pijama, los ojos ocultos tras unas gruesas gafas de pasta, y con dificultades auditivas, el hilo de voz con el que Tiep empieza a desgranar su teoría va ganando fuerza a medida que avanza su relato.

“Sé lo que estoy haciendo, tengo confianza y no tengo miedo a nadie”, sostiene en su casa de Ho Chi Minh (antigua Saigón).

El anciano, que camina sin necesidad de bastón, muestra orgulloso sus mayores hallazgos en la zona excavada, una espada imperial japonesa con su vaina, una cachimba metálica partida, dinero japonés de la época y dos insignias militares niponas que desenterró en 1992.

“También poseo mapas que no puedo enseñar a nadie y que prueban la existencia del oro”, declara el cazatesoros, que dice poseer la información privilegiada desde 1957.

“No sólo tengo documentos, desde hace más de 50 años me visita en mis sueños un soldado japonés que viene del más allá y me da instrucciones para hallar el tesoro”, dice.

Según el anciano, las riquezas fueron robadas por los invasores japoneses en pagodas, bancos y museos en China, la antigua Indochina francesa, Filipinas y otros territorios ocupados por las fuerzas imperiales niponas.

Por el momento, la aventura le está saliendo cara: en 2011 tuvo que desembolsar 500 millones de dongs (23.500 dólares o 17.200 euros) a la administración provincial por los daños medioambientales causados.

“Es incontable el tiempo y el dinero que he gastado desde que empecé mi búsqueda. Pero no hago esto por dinero, de hecho destinaré el tesoro a obras de caridad”, indica.

El supuesto botín japonés ha alimentado las fantasías de cazatesoros en Asia, especialmente en Filipinas, donde decenas de personas de todo el mundo siguen cavando en su busca en las zonas montañosas al norte de la isla de Luzón en busca del oro supuestamente enterrado por el general Tomoyuki Yamashita.

Al contrario que las riquezas expoliadas por el Ejército nazi en Europa, halladas (al menos en parte) y devueltas años después a sus países de origen, el oro apropiado por las fuerzas japonesas en Asia nunca fue descubierto y se propagó el rumor de que fue ocultado.

http://www.publico.es

noticias absurdas

Los niños de la planta de Pediatría del Hospital General de Elche tienen en sus manos 35 nuevos cuentos firmados por Benita Martín, paciente del centro, que con 91 años hace tan sólo dos que aprendió a leer y escribir. El afán de superación de esta mujer ha hecho posible que en tan sólo 24 meses, Benita haya escritos más de una treintena de cuentos, sus memorias, un libro, dos novelas y ahora esté redactando un refranero español.

“Nunca tuve la oportunidad de aprender a leer y escribir. Apenas fui a la escuela, me puse a trabajar muy pronto y cuando crecí no encontré el momento de volver a clase“, relata Benita mientras comparte pupitre con los pequeños del hospital. Hace tan sólo dos años que la curiosidad y las ganas de superarse llevó a esta anciana a coger un lápiz y empezar a escribir, y desde entonces no ha parado.

“Invento historias, creo mundos y entretengo a los niños, que, para mí, es lo más gratificante de todo”, señala Benita, que ahora se ha marcado un nuevo reto: “Soy consciente de que ya soy mayor pero quiero aprovechar el tiempo al máximo y dejar un buen legado”, dice

http://www.elmundo.es

noticias absurdas

El nuevo Gobierno japonés de Shinzo Abe apenas ha tardado un mes en ser noticia. El primer ministro, cuyos principales retos son enderezar la economía del país, al borde de la recesión, definir su modelo energético y apurar la reconstrucción de las zonas devastadas por el tsunami de 2011, ha visto este lunes cómo el titular de Finanzas llevaba hasta límites intolerables la política de austeridad del Ejecutivo.

Taro Aso, responsable del área económica, pidió a los ancianos del país que “se den prisa en morir” para que de esta manera el Estado no tenga que pagar su atención médica. Dichas declaraciones han sido recibidas como un insulto en un país con una sensibilidad especial hacia la tercera edad y donde casi una cuarta parte de sus 128 millones de habitantes son mayores de 60 años. Se calcula que la proporción aumentará hasta el 40% en los próximos 50 años.

“Dios no quiera que ustedes se vean obligados a vivir cuando quieran morir. Yo me despertaría sintiéndome mal sabiendo que todo [el tratamiento] está pagado por el Gobierno“, dijo Aso durante una reunión del Consejo Nacional sobre la reforma de la Seguridad Social, según informa el diario británico ‘The Guardian’. “El problema no se resolverá a menos que ustedes se den prisa en morir”, remachó.

Aso, de 72 años de edad y que también ejerce como viceprimer ministro, se mostró personalmente en contra de los cuidados paliativos. “Yo no necesito ese tipo de atención“, enfatizó el dirigente en declaraciones citadas por la prensa local, agregando incluso que ha escrito una nota en la que instruye a su familia para, llegado el momento, no prolongar su vida con tratamiento médico.

El ministro fue un poco más allá en su ofensa al referirse a los ancianos que ya no pueden alimentarse a sí mismos como “gente de tubo”. Aso añadió que el Ministerio de Salud y Bienestar es “muy consciente de que cuesta varias decenas de millones de yenes” al mes el tratamiento de un solo paciente en las etapas finales de la vida.

Otros deslices verbales

El cuidado de las personas mayores es un reto importante para Japón. Según un informe hecho publico esta semana, el número de hogares que reciben asistencia social, que incluyen a algún miembro de 65 años o mayores, se cifra en más de 678.000, aproximadamente el 40% del total.

El país también debe hacer frente a un aumento del número de personas que mueren solas, la mayoría ancianos. Más de 4,5 millones de mayores vivían solos en 2010, y el número de los que murieron en el hogar aumentaron un 61% entre 2003 y 2010, según la Oficina de Bienestar Social y Salud Pública.

Aso, quien se ha mostrado propenso a cometer deslices verbales a lo largo de su carrera política, intentó aclarar más tarde sus comentarios. El ministro reconoció que su lenguaje había sido “inadecuado” en un foro público e insistió en que estaba hablando sólo de sus preferencias.

“Dije lo que personalmente creo, no cómo el sistema de atención médica para los últimos años de vida debería ser”, apuntó a la prensa. “Es importante que usted sea capaz de pasar los últimos días de su vida en paz”.

No es la primera vez que Aso, uno de los de los políticos más ricos de Japón, ha cuestionado el deber del Estado en relación a la población anciana. En 2008, mientras ejercía como primer ministro, calificó de “chochos” a los pensionistas que deben cuidar mejor de su salud.

“Veo a gente de 67 ó 68 años constantemente ir al médico”, soltó en una reunión de economistas. “¿Por qué tengo que pagar por las personas que sólo comen y beben y no hacen ningún esfuerzo? Yo ando todos los días y hago otras cosas, pero yo voy a pagar más impuestos”.

http://www.elmundo.es

noticias absurdas

«La gente joven, piden 40 millones para un piso y se creen que salen de la gorra. Y luego, como no lo pagan, al embargo». Las palabras podrían haberse pronunciado hoy mismo pero son de 2007, cuando la burbuja inmobiliaria tocaba su techo.

Esta frase sencilla pero que destila sabiduría la espetaba Isidro Ciriano, un anciano de Valdegeña, un diminuto pueblo (44 habitantes) de la provincia de Soria que fue grabado por los realizadores Olga Latorre y Juan Zarza.

«Decía un tío mío: no hay bien que siempre dure. De lo malo a lo bueno se va bien. Pero de lo bueno a lo malo, ¡ay qué mal se va!. Y es lo que va a venir», vaticinaba entonces Isidro.

Sus palabras son complementadas por Moisés, otro anciano soriano que replicaba a un conocido que se había comprado un coche a crédito: «Yo si no lo tengo no lo compro, me estoy sin él».

Otra perla: «Un cubalibre, 700 pesetas. Pues hombre, ¡échese un trago de agua y 700 pesetas que se ha ahorrado! Si vale medio lomo lo mismo y se come toda la semana».

Aunque la frase que mejor resume la visión de estos dos «economistas» es la que dice Isidro sobre los estudios de cuentas: «Economía no hace falta estudiar: si el hombre que gana cinco duros se gasta seis, ya se ha jodío la economía». Y concluye: «La economía tiene que venir por uno mismo: ganar cinco y gastar uno».

http://www.abc.es

noticias absurdas

Un anciano español que llevaba muerto -aparentemente por causas naturales- al menos una quincena de años fue encontrado por casualidad por los servicios municipales que buscaban el origen de unas filtraciones de agua en una casa de Lille, Francia.

El director departamental de la seguridad pública de Lille, Didier Perroudon, explicó en una entrevista divulgada hoy por la emisora de radio “France Info” que el hombre, Alberto Rodríguez, nacido en 1921, fue encontrado ayer en su cama en estado esquelético vestido con un pijama.

Fue un agente municipal el que entró en la casa, una típica construcción adosada de ladrillo rojo, después de que una vecina hubiera denunciado unas filtraciones de agua.

Aunque el cadáver será examinado hoy por los forenses de esta ciudad próxima a la frontera con Bélgica, en principio “nada induce a pensar en un acto criminal”, indicó Perroudon.

“El estado de la casa -precisó- lleva a pensar en una muerte tranquila, en alguien que se murió en la cama”, aunque no se tiene certeza de cuándo se produjo el deceso y las pistas iniciales se limitan a cartas que fueron distribuidas en 1997.

Precisamente, en paralelo a la determinación de las causas del fallecimiento, los investigadores van a tratar de averiguar cómo ha sido posible que nadie se inquietara del hecho de que Rodríguez no diera señales de vida en los últimos tres lustros.

“Nos hará falta tiempo para descubrir de dónde vino, qué hacía y cuáles podían ser sus relaciones”, comentó el responsable de la seguridad.

“No parece que tuviera familia en las proximidades. Al ser propietario de su casa, no llamó la atención. Por qué nadie se dio cuenta de su muerte, probablemente porque no tenía relaciones sociales en el barrio”, especuló Perroudon.

“Es la muerte de un hombre solo en una sociedad en la que no prestamos atención a nuestro vecino”, concluyó.

 

noticias absurdas

En la ciudad rusa de Novomosovsk, un joven de 23 años se colaba por la ventana de una casa donde una anciana dormía plácidamente.

 El hurto parecía de fácil ejecución, pero la anciana se levantó y Sergéi Ivanóv tubo que esconderse debajo de su cama.
El joven esperó a que la mujer se quedara dormida, pero finalmente cayó rendido en los brazos de Morfeo , y sus ronquidos fueron los que alertaron a la anciana, que llamó inmediatamente a la policía al ver que de debajo de su cama sobresalían unas deportivas.
Cuando llegó la policía, Ivanov continuaba dormido, y tuvo que ser un agente el que le despertara para detenerle.
Ahora se encuentra detenido por intento de robo, aunque ya había sido condenado por otros hurtos que no habían acabado en “intento fallido”.

noticias absurdas

La protagonista de esta historia seguramente no volverá a ir a ver ningún piso en alquiler sin acompañante. Y es que la última vez que lo hizo se llevó un susto de muerte. La mujer estaba interesada en un piso que había visto en un anuncio de alquiler en Gronau (Alemania). Como nadie respondía a sus timbrazos en el interior, avisó al gerente del edificio, y se dirigieron a las ventanas para “cotillear” si había alguien en la casa. Y en efecto, lo había, pero no como ellos hubieran deseado: encontraron al anterior propietario, un jubilado, muerto frente al televisor. Pero la verdadera sorpresa vino cuando la policía se presenció en el piso: al lado del cadáver encontraron una guía de televisión abierta por el día 10 de enero, por lo que sospechan que el hombre llevaba ahí seis meses.

El anciano, de 72 años de edad, habría muerto por causas naturales, pero llama la atención que su ausencia pasara totalmente desapercibida para los vecinos. “Apenas salía de casa y no tenía familia en Gronau”, manifestaron posteriormente.

http://es.noticias.yahoo.com

noticias absurdasLi Xiufeng de 95 años, fue encontrada en su cama “muerta” por su nieta, aunque en un principio se pensó que estaba dormida, tras multitud de intentos de hacerla despertar vieron que ya no respiraba.

Tras examinarla notaron que su temperatura corporal era normal, pero no respiraba y no presentaba signos vitales, por lo tanto fue dada por muerta. Sus nietos iniciaron los preparativos para el funeral, que según la tradición, el ataúd debe permanecer en casa de la familia unos cuantos días antes del entierro, para que familiares y amistades puedan despedirse.

Una semana después, a falta de un día de ser enterrada, su nieta fue a echar un vistazo dentro del ataúd, pero para su sorpresa el “cadáver” ya no estaba dentro, había desaparecido.

Inmediatamente pidió ayuda a sus vecinos para buscarla por los alrededores del pueblo, hasta que fue encontrada tranquilamente cocinando en la cocina.

Dormí por mucho tiempo. Después de despertar sentí mucha hambre y vine a cocinar algo para comer. Tuve que empujar mucho la tapa del ataúd antes de poder salir”, explicaba Xiufeng ante el asombro de su familia y amigos.

Los médicos la volvieron examinar y parece ser que la anciana sufrió una muerte artificial, la cual se pierde la respiración, pero manteniendo la temperatura corporal.
La tradición salvo su vida, ya que de haber sido enterrada hubiera muerto asfixiada. Aunque también perdió todas sus pertenencias, ya que es costumbre en esta curiosa tradición quemar todas las pertenencias de un fallecido.

http://www.noticiasinsolitas.info

noticias absurdasChina, un país donde durante milenios los más mayores en las familias eran venerados por tradiciones religiosas, prepara una reforma legal que podría castigar a los hijos adultos que no visiten a sus padres ancianos.

La introducción de este delito se estudiará en la reforma de la Ley de Protección de los Derechos e Intereses de los Ancianos, creada en 1996, señalaron fuentes del Ministerio de Asuntos Civiles, uno de los encargados en redactar la propuesta de enmienda.

La reforma de la ley, de aprobarse, señala en uno de sus epígrafes que “los familiares no han de ignorar o aislar a los mayores, y deben visitarlos frecuentemente si no viven bajo el mismo techo”, ofreciendo la posibilidad de llevar casos ante los tribunales si no se respeta esta obligación.

El cambio legal es importante en un país donde, debido a la política del hijo único, el porcentaje de personas de la tercera edad es cada vez mayor, un envejecimiento demográfico que amenaza con causar problemas económicos al gigante asiático.

Según cifras de 2009, en China hay 167 millones de personas mayores de 60 años, muchas de ellas viviendo solas, en un país donde los asilos para ancianos son escasos.

En China, donde el sistema de seguridad social cubre a sólo una pequeña parte de la población y no hay una red de asistencia social, la reforma de la ley podría intentar cubrir estas carencias, según “China Daily”.

No obstante, señala el rotativo, también simbolizará un esfuerzo para restaurar los valores familiares en la sociedad china, que ha pasado de una tradicional veneración de los más mayores, por la herencia del confucionismo, al olvido a muchos de ellos, debido a una sociedad más individualista y materialista.

http://www.elespectador.com