noticias absurdas

Dicen por ahí que las mujeres tienen fama de tardar mucho en hacer compras pero por mucho que tarden no hay que llegar hasta el extremo que alcanzó un chino de 38 años que se suicidó en un centro comercial después de estar cinco horas de compras con su novia.

La noticia, que hemos conocido a través del diario británico Daily Mail, nos llega desde la ciudad china de Jiangsu.

Según parece, Tao Hsiao, que así se llama el novio suicida, pidió a su novia volver a casa porque, según algunos testigos, él llevaba más bolsas de las que podía cargar y aun así ella le insistía en seguir de compras.

Siempre según los testigos, ella le empezó a gritar a Hsiao que le había destrozado la Navidad por lo que él dejó las bolsas en el suelo y saltó al vacío sin que los servicios de emergencia pudieran hacer nada por su vida.