noticias absurdas

Un hombre de 41 años ha sido hallado en estado crítico en los alrededores de un colegio, gritando y sangrando, después de haber consumido setas alucinógenas y arrancarse los genitales. Al parecer, lo encontró la policía gracias a que el hombre rompió las ventanas del colegio y se disparó la alamar del centro.

Los oficiales de Michigan (Estados Unidos) trataron de tranquilizarlo antes de llevarlo al hospital, junto con sus genitales desmembrados. Según informa el diario ‘The Sun’, el sargento de la policía, explicó que el hombre gritaba cosas incoherentes y nada de lo que decía tenía sentido. Además, su aspecto estaba muy deteriorado y estaba muy débil, con lo que podría haber muerto.

El hombre sigue ingresado y ahora están analizando su sangre para detectar si además de las setas alocinógenas había ingerido algo más cuya mezcla le produjo ese efecto.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *